200.000 euros para poner “Andalucia Emprende” al gusto ultra

200.000 euros para poner “Andalucia Emprende” al gusto ultra

noviembre 6, 2019 0 Por Rafael Sanmartin
  • La junta gasta 203.280 euros para modelar Andalucía Emprende según las preferencias de la ultra derecha

El ansia de poder, la necesidad de colocar unas docenas de militantes en despachos con buenos sueldos a costa del erario hace compañeros a los políticos aparentemente más dispares. Gracias a eso, con sólo doce parlamentarios, el partido de Abascal decide lo que hay que hacer y como hay que hacerlo, o no hay voto. Y si no hay voto ni hay presupuestos ni hay leyes, ni gobierno.

La última ha sido Andalucía Emprende. La Fundación pública dedicada a llevar Andalucía a ferias internacionales y promover la imagen de las empresas andaluzas, es una de las que parece “gastosa” al trifachito que dice ser bipartito. La Consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo, de la que depende Andalucía Emprende, ha contratado con la multinacional americana KPMG una “reorganización” de sus estructuras. De momento no han avanzado cuantos despidos supondrá la nueva estructura de una Empresa pública que en realidad está de sobra para los tres partidos defensores de la desolución de la autonomía andaluza, los tres partidos que intentan volver a que todas las decisiones se tomen desde Madrid y que se pueda seguir boicoteando la industrialización de Andalucía.

Este es un detalle del máximo interés: vaciar de contenido las empresas públicas, las que tienen la misión de llevar a cabo muchos de los proyectos del Gobierno. Claro que si no van a haber proyectos para promocionar a las empresas andaluzas en el exterior, ni para promover la creación de nuevas industrias, no será Andalucía Emprende la única que les sobre. Los 262 centros de emprendimiento (CADE), están en el aire. La misión de KPMG, por la “módica” cantidad de 203.280 euros, va a ser valorar los inmuebles propiedad de la Fundación, las sedes y lugares dónde todavía se llevan a cabo actos, exposiciones, encuentros y cursos de formación.

La directora de Andalucía Emprende ha manifestado “comprender la inquietud de la plantilla de Andalucía Emprende“. Incluso ha reconocido “la encomiable labor de los trabajadores en el acompañamiento a los emprendedores y autónomos.” Pero “órdenes son órdenes” y si no se obedece a los enemigos declarados del desarrollo de Andalucía, no habrían podido aprobar los presupuestos.

La lección, esta sí que es importante, es comprobar como se puede dirigir el gobierno sin ningún consejero, sin ningún director general, sin ningún director gerente, con sólo doce parlamentarios.